Pasar al contenido principal

Libre Empresa, la otra historia

Hoy, 30 de enero de 2020, quedará marcado en los anales de Editorial Canelas S.A. y en la memoria y el corazón de quienes estamos involucrados en el destino de este medio de comunicación llamado Libre Empresa, esta revista que después de 13 años cierra un ciclo y a la vez abre otro, con las energías totalmente renovadas y la consigna de que sus páginas siempre serán un aporte a mejorar la vida de sus lectores y un afán perenne de hacer un buen periodismo.


Libre Empresa tiene y está con los cimientos firmes, lo cual permitirá levantar no un edifico, sino todo un rascacielos que se eleve hasta donde nos permitan nuestros sueños y nuestra vida, aun cuando se deba lograrlo con creces.  


De hecho, casi siempre le tenemos miedo a las crisis, pero estamos convencidos que es en las crisis donde sale a relucir lo mejor de una persona, lo mejor de una institución, incluso lo mejor de un pueblo, como hemos podido comprobar hace poco en nuestro país.


Por eso no dudamos en afirmar que Libre Empresa no es sólo una revista especializada en economía, tampoco un impreso que circula porque así lo demandan las circunstancias, sino por sobre todas las cosas, es un medio de comunicación respetuoso de las libertades, ético, vigía de los derechos de las personas, responsable con los principios periodísticos y sobre todo democrático.


Así como creemos en esos principios, celebramos el capitalismo empresarial al igual que todo esfuerzo que conlleve emprendimiento, porque creemos en la libre economía y en la libertad para abrirse mercado donde la persona así lo desee.


En su estructura encontrarán, amigos lectores, un diseño atractivo, encantador, pulcro e incluso seductor. Sus contenidos están amparados por su originalidad, su precisión, su veracidad, incluso por su carácter divertido. Pero lo que marcará su destino editorial es lo que siempre fue la esencia del periodismo: la investigación y la crónica periodística, ese género que traspasa el umbral de una noticia plana a la creación de una obra de arte. El arte de contar historias humanas. Este es el género que salvará a los medios de comunicación en crisis.
Su portada, su diseño, sus páginas y cada elemento que conforman ese medio de comunicación hacen honor a este slogan que nació hace 13 años y que hoy está más vigente que nunca. Libre Empresa, la revista donde está el negocio…y las historias.

 

En Portada

  • Universidades, motores de desarrollo e innovación
    Las apuestas son diversas, las cuales comprometen a los centros de estudios superiores a trabajar por el desarrollo tecnológico y así avanzar hacia un futuro que ya ha llegado.   Texto: Monica Briançon Messinger Fotos: Cortesía   El futuro es hoy y para prosperar en un mundo emprendedor,...
  • La construcción no se rinde, Fancesa es la prueba
    El rubro de la construcción, al igual que otros, atraviesa por un momento de desaceleración económica, sin embargo, hay empresas que no aflojan en su empeño y buscan remontar la ola con importantes inversiones.   Texto: Monica Briançon Messinger Fotos: Cortesía de la empresa   Semejante a esos...
  • PIL, pasión por lo saludable
    Esta industria comprometida con el bienestar y con el crecimiento de la familia boliviana ahora busca desarrollar mercados en el exterior, generar empleos y una extensa cadena de valor. PIL Andina S.A. se constituye en una de las más importantes empresas de alimentos en Bolivia. Cuenta con...
  • TOYOTA
    El futuro automotriz llega a Bolivia con Toyota
    La tecnología híbrida del gigante japonés ha ingresado al mercado nacional. El nuevo Corolla 2020 está en Bolivia con una versión híbrida, que incorpora dos fuentes de energía, un motor eléctrico y otro a gasolina.   Invitada especial: Monica Briançon Messinger Fotos: Cortesía de Toyosa y Monica...
  • Su vida es pintar con vino
    Edgar Lizarazu Shiosaki, el boliviano que recorre el mundo asombrando con sus cuadros pintados con vino.   Texto: Luzgardo Muruá Pará   De niño rayaba las paredes, aun cuando aquello le suponía ardorosos chicotazos de su papá militar o reprimendas de su mamá profesora, hasta que esa obsesión...