Pasar al contenido principal
Instalaciones del completo industrial, instalado en Vila Vila, Sipe Sipe.

La era de la industrialización a punto de llegar a la papa

El proyecto industrial beneficiará a 9.202 familias productoras de papa de Cocapata, Morochata, Independencia, Tapacarí Tacopaya, Bolívar, Arque, Tacopaya y Sipe Sipe.

La papa, el tubérculo de origen andino que comenzó a cultivarse desde hace unos 8.000 años y que marca el reloj del ciclo agrícola en las tierras altas de Bolivia, hoy está a punto de experimentar una transformación gracias a un proyecto industrial que lleva adelante la Gobernación del Departamento de Cochabamba.

Con la finalidad de generar oportunidades en la zona andina de la Llajta, además de frenar la continua migración del campo a la ciudad, al mismo tiempo de contribuir a la seguridad alimentaria de sectores vulnerables y fomentar el consumo de especies nativas, la gobernación valluna industrializará la papa a partir del próximo año.

 

Complejo industrial

Emplazada en la comunidad de Vila Vila, en el Municipio de Sipe Sipe, el Complejo Productivo de Papa ocupa cinco hectáreas en las cuales el tubérculo se transformará en papa prefrita congelada, papilla y harina. 

Pedro Padilla, Secretario de Desarrollo Productivo de la Gobernación de Cochabamba, dio a conocer que el componente referido a la maquinaria será licitado, a lo mucho, hasta el próximo mes de junio para que el proceso de adjudicación permita hasta fin del presente año el montaje y puesta en operación de los equipos industriales del alimento andino.

Actualmente, la planta industrializadora cuenta con tres amplias naves (galgones) donde se instalarán los tres módulos industriales para el prefritado, elaboración de papilla y harinas de papa.

“Sólo nos faltan los equipos y comenzar a realizar todo el proceso de instalación y operación que prevemos funcione para principios del próximo año”, dijo Pedro Padilla.

 

Producción Industrial

En la planta se proyecta la producción anual de tres tipos de alimentos: 1.098.000 bolsas de papa prefrita congelada de 25 kg.; 26.548.500 frascos de papilla y 4.500 quintales de harina. Para alcanzar estos niveles de producción de papa industrializada se requerirán anualmente de 4.800 toneladas para la papa prefrita congelada, 1.800 toneladas para las papillas y 2.280 para las harinas. Sin embargo, los técnicos calculan que el primer año se comercializarán 384.041 bolsas de papa prefrita congelada de 25 kilos y 2.025 quintales de harina para forraje animal con la papa de descarte.

Respecto a la papilla, se busca alcanzar la producción prevista desde un inicio, ya que será un alimento que no sólo será destinado como alimento para los bebés, sino también para las mujeres en estado de gestación y para las personas adulto mayores.

 

Papa prefrita

La creciente importación de papa prefrita congelada de varios países (México, Brasil, Argentina) fue una de las razones que fortaleció la iniciativa de encarar el proyecto industrial con mayor vigor en Cochabamba. Este proyecto demandará una inversión de Bs 25 millones de los cuales el 50% corresponden al Fondo Nacional de Desarrollo Integral (Fonadin) y el restante a la Gobierno Autónomo Departamental de Cochabamba. 

Padilla remarcó que el proyecto se enmarca en el Plan de Desarrollo Departamental que propone establecer varios complejos productivos acordes a la vocación productiva y potencialidad de cada región, siendo –en el presente caso- la zona andina valluna una gran productora del tubérculo.

 

DATOS OFICIALES

Según cifras recopilados por el Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras elaborados en base a los datos del Instituto Nacional de Estadísticas (INE), la importación de papa prefrita congelada en el año 2005 fue de 933 toneladas. 

Sin embargo, la importación de este producto experimentó un ascenso vertiginoso, ya que en 2010 prácticamente casi se triplicó hasta las 2.638 toneladas y en 2015 alcanzó a las 4.859 toneladas, toda una verdadera montaña de papas que da cuenta de la gran demanda de este producto que es el acompañante indiscutido preferentemente de la comida rápida.

 

Los componentes

Según Pedro Padilla, el proyecto industrial que encara la Gobernación tiene tres componentes: la primera enfocada en la producción primaria, la segunda referida a la industrialización misma del tubérculo y por último su comercialización del producto final.

El primer componente abarca la capacitación y asistencia técnica de los productores agrícolas con el objeto de incrementar los rendimientos de la papa de 5 a 10 toneladas por hectárea, asimismo incrementar el periodo de oferta del producto de tres a cuatro meses y mejorar el contenido nutricional de los suelos de descanso.

Según el secretario de Desarrollo Productivo de la Gobernación, el proyecto industrial beneficiará de manera directa a 9.202 familias productoras de papa de los municipios de Cocapata, Morochata, Independencia, Tapacarí, Tacopaya, Bolívar, Arque, Tacopaya y Sipe Sipe. Los productores serán capacitados y certificados, ya que el alcance del proyecto considera la obtención de una papa seleccionada y de alta calidad para alimentar al complejo industrial cochabambino.

Un aspecto importante que también se está tomando en cuenta es la construcción de silos de papa para que una vez adquirido este producto pueda ser almacenado de manera segura, convirtiéndose en la despensa del proyecto. La alacena de la industria ya está prácticamente disponible en Capinota, provincia ubicada al sud oeste de la ciudad, lugar en el cual está emplazado el Centro de Hortalizas en una superficie de 10 hectáreas.

 

Especies nativas

Con relación a las especies que se tomarán en cuenta en el proceso industrial, se informó que la “Desire” será la destinada a la producción de papa prefrita congelada, en cambio las nativas como la “Pintabocas” también conocida como “Yana q’oyllu” será destinada para las papillas y la “Huaycha” para la elaboración de harinas.

Se conoció que en la planta industrial trabajarán de manera permanente unas 15 personas y otro equipo un poco más amplio se encargará de la parte de la comercialización del producto que tendrá como destino final los principales centros de abasto y supermercados.

La definición de la razón social de la industria está en proceso de análisis, como también los nombres comerciales de los productos a desarrollar y comercializar.

 

Expectativa de productores

Victoriano Pajsi, Secretario Ejecutivo de la Asociación de Productores de Semilla de Papa de la zona de Rumy Corral, informa que en total son 36 productores que se especializan por la producción de la papa Huaycha R-1 y R-2. 

Anualmente producen un promedio de 500 quintales de esta variedad de tubérculo y tienen grandes expectativas de que el proyecto industrial permita la dotación directa de su producto al complejo industrial.

También valoró mucho la cooperación de la asistencia técnica que están brindando instituciones como la Gobernación y del Instituto Nacional de Investigaciones Agropecuarias (INIAP) para mejorar no sólo la calidad del tubérculo, sino también el rendimiento por hectárea.

Por otra parte, Felipe Balderrama, Gerente General de la Unidad de Producción de Semilla de Papa (UPS-SEPA), confesó no conocer a detalle el proyecto industrial de la Gobernación; sin embargo, destacó que todo proceso que sume valor agregado a la papa siempre será positivo.

El especialista se abstuvo de hablar del proyecto, pero confirmó que junto a Potosí, Cochabamba se encuentra entre los mayores productores de papa a nivel nacional.

Edwin Carpio San Miguel

En Portada

  • construccion
    Nueva fábrica estatal endurece la competencia de cementeras
    La fábrica estatal Ecebol comercializará la bolsa a un precio menor al establecido en el mercado. La industria cementera privada demanda al Gobierno una efectiva inversión pública en proyectos para incentivar el sector. La industria del cemento se encuentra con las “barbas en remojo”. El ingreso...
  • JAQUE
    Jaque a la carpintería industrial
    La ABT aplica una medida que tendrá efecto dominó en el sector de la construcción. Importadores de tableros melamínicos plantean prohibir la importación de muebles chinos para garantizar el desarrollo productivo y las fuentes de empleo del sector. La carpintería, uno de los oficios más antiguos de...
  • LA CULTURA DE BOLIVIA SEGUROS
    La cultura del seguro en Bolivia continúa en pañales
    El viejo refrán dice que es mejor tener un seguro y no necesitarlo, que necesitarlo y no tenerlo. Aplica para todos los segmentos del mercado; sin embargo, hay unos que destacan más que otros.  El porcentaje de penetración de los seguros en Bolivia llega al 1,5 por ciento, es decir, de las primas...
  • El lavado de dinero
    El lavado de dinero aún sigue siendo fácil en Bolivia
    La UIF revela que salen del país mil millones de dólares al año, a Paraísos Fiscales con el fin de blanquear capitales. Dircabi habla de “varones del narcotráfico” y anuncia nuevas revelaciones para los siguientes meses. El bullado caso de Pedro Montenegro, que destapó vínculos de autoridades de...